eXTReMe Tracker

lunes, febrero 04, 2008

Casi, pero no pudo ser

Ya se ha fallado el premio de relato de yoescribo.com, y no he resultado ganador. Ahora podría iniciar una disertación del estilo del "porque yo lo valgo", o sobre lo injusto de no haber ganado, pero no sería cierto, y tampoco sería justo para el ganador del premio, al que deseo la mejor de las suertes. Si no he ganado el premio es, simple y llanamente, porque mi relato no era el mejor.

Ayer mismo miré el resultado, que se publicó el viernes, y supe que hubo 102 relatos presentados a concurso. Quedar entre los 10 primeros entre 102 (aunque no sepa si he sido el 2º, el 5º o el 10º) es ya un resultado más que notable, así que me doy por satisfecho. Cuando me presenté a este premio, afirmé que era uno de los pocos que aún me inspiraban confianza, y sigue siendo así. Es más, en función de cómo se desarrollen los acontecimientos a partir de ahora, es posible que a finales de este año me decida a presentar una obra mía al premio de novela. Pero eso dependerá de cómo respondan a dicha novela las editoriales a las que se la envíe a lo largo del año. Durante este mes debería recibir la respuesta de una de ellas, así que en breve tendréis más noticias mías. Hacer un buen curriculum literario implica mucho más que haber sido finalista en un premio de relato, pero ya es algo de lo que partir.

Aprovecho también para hacer un nuevo anuncio, aunque en este caso será de algo que es probable que muchos de los que leáis estas líneas no veréis. Se trata de un proyecto que surgió durante el verano en el foro de Bibliotecas Virtuales, y que algunos ya conoceréis. En aquellos meses, una persona del foro, residente en Suiza, pidió colaboradores para un periódico en español que pretendía publicar en dicho país a partir de diciembre de 2007. Después de muchos líos para tratar de conseguir subvenciones y anunciantes y el retraso del primer número, parece que éste va a ver por fin la luz en marzo de 2008. En este caso, mi colaboración está asegurada con un artículo sobre informática, aunque todavía queda en el aire la posibilidad de que se incluya también uno de mis relatos cortos, pero esto último es más difícil, ya que son muchas las personas que han querido colaborar con el mismo tipo de textos.

El periódico en principio sera trimestral, pasando a ser mensual a partir de comienzos de 2009, si funciona bien durante 2008. Con suerte, la cosa irá bien, aunque tendría bemoles que mi nombre empezara a sonar más en Suiza que en España. Pero, en fin, muchos modos de llegar son buenos (no todos, al menos en mi opinión), si al final se llega. Para los que queráis investigar un poco más, el periódico en cuestión se llama "Terra migrante", y su web se puede encontrar en http://www.terramigrante.ch

Para concluir, quiero volver a dar las gracias a todos los que me habéis apoyado durante la espera por el premio. Aunque no podáis comprarlo en libro, os recuerdo que mi relato "¿Quién dijo miedo?" sigue (y seguirá, porque no tengo intención de retirarlo) disponible en yoescribo.com

P.D.: Llegados a este punto, y consciente como soy de que es difícil que vea publicado el relato que quedo finalista en este concurso, se me ha pasado por la cabeza la posibilidad de autoeditarlo, en lulu.com o sitios similares. Los que hayáis seguido mi trayectoria es posible que os llevéis las manos a la cabeza u os rasguéis las vestiduras, pero debo recordaros que siempre he estado a favor de quienes quieran autoeditar, siempre que sean conscientes de lo que significa. Lo que ahora os pido es simplemente vuestra opinión. ¿Qué pensáis sobre esta idea? ¿Os parece buena o pensáis que es mejor que siga esperando pacientemente como hasta ahora? Os agradeceré mucho vuestros comentarios, esta vez sí que me gustaría que todos comentaráis, cuantos más mejor. Gracias a todos.

4 comentarios:

Mânes dijo...

Felicidades por haber quedado finalista y felicidades por tus proyectos. Es una pena que no hayas ganado, pero como bien has dicho quedar finalista es un gran logro, y tenlo bien remarcado en tu currículum.
Sobre lo del próximo concurso, ANIMO!! Cuentas con mi apoyo. Y sobre la autoedición, no sé, ya sabes que yo prefiero agotar todas las opciones, pero hagas lo que hagas cuenta conmigo.
Un beso ^__^
http://laodiseadelcuentista.blogspot.com/

Daniel Bautista dijo...

Hola, Jorge. Mi nombre es Daniel Bautista y hace un par de meses que sigo tus andanzas. Bueno, principalmente te escribo para darte ánimos.
Esto de que te publiquen es ciertamente un latazo, cuesta horrores, y es difícil meter la cabeza por donde sea. Te lo digo por experiencia.
Tengo 31 años y llevo escribiendo desde los 16 o así, y chico, otra cosa no, pero soy productivo como el que más. Escribo más de un libro al año, pero lo de publicarlos cuesta horrores.
A los veintinueve por fin me publicaron el primero, en la editorial Algar, Mi puzzle del mundo. Curioso, porque fue una colección de relatos que escribí para mis alumnos sin intención de publicarlas. Sin embargo, otras obras que considero mejores han resultado imposibles.
Ahora mismo, estoy esperando respuesta de una segunda novela por parte de una editorial, y de otras dos que han pasado un primer filtro en Sandra Bruna e IMC, pero a saber, mientras tanto, a desesperar. El truco estará en no agobiarse.
En cuanto a la autoedición, mi opinión es que no desesperes y NO te autoedites. Yo te digo cómo me lo planteo yo. Si lo que quieres es que la gente te lea el relato, pues cuélgalo en internet, ya sabes que hay sitios para cansarse con eso. Pero lo de dejarte el dinero en tus propios libros al final resulta un disparate. Por autoeditarte no te van a considerar más ni te vas a vender mejor, el problema de esas ediciones es que la distribución es 0. Al final te has dejado el dinero inútilmente.
A ratos, yo también termino de los pelos con esto de escribir y de que cueste tanto publicar, porque lo peor es que no mejora la sensación aunque ya te hayan publicado un libro. Lo digo por experiencia.
Ante esto, jarabe de paciencia, sigue escribiendo, insiste por los mismos medios y no caigas en la trampa de que hagan negocio contigo autoeditándote, no creo que sea la forma de llegar a ningún lado en este mundillo, aunque sé que a ratos es desesperante.
Un saludo y ánimos.
Mi e-mail es danielbautist@gmail.com, por si te apetece insultarme o algo, :), un saludo.

Anónimo dijo...

Te voy a ser muy sincera, Jorge, ya que insistes en que te interesa tener opiniones distintas.
Si lo que quieres es darte el gusto de ver tu nombre y tus textos en letra impresa, adelante. Pero si lo que te interesa es ser un buen escritor, quizá deberías centrarte en mejorar tu escritura y dejar de pensar en publicar por el momento.
Lo siento si te molestan mis palabras. Me parece que inviertes mucho esfuerzo e ilusión en la literatura, y que crees en ti y en lo que haces y te admiro por ello. Pero creo que, después de leer tus relatos, aún te queda mucho por aprender. Estás en el buen camino: no te quemes antes de tiempo por el deseo de publicar.
Con todo mi cariño,
Laia.

EVA dijo...

Hace unos días, una amiga mía me regaló un sabio consejo, el mismo que le dió J.L. Borges a su hijo: "Lee todo lo que puedas, escribe sólo cuando sientas la íntima necesidad de hacerlo, y publica lo menos posible".

Sé que es desesperante, yo también lo estoy viviendo, incluso la palabra "Lulu" ha pasado mil veces por mi cabeza, pero no, no es la solución. Lo importante ya lo hemos hecho, escribir. El colofón sería verlo publicado, eso nadie lo puede negar, pero si lo conseguimos que sea bien, no poniendo el dinero de nuestro bolsillo, para eso vamos a una imprenta, pedimos unos cuantos ejemplares que siempre nos saldrán muchísimo más baratos que en cualquier editorial de estas que te venden la moto, y ponemos una paraeta en la puerta de casa para venderlos.
Tienes que ser consciente de porque escribes, si lo haces porque te llena, porque te gusta hacerlo o lo haces con el fin de hacer negocio con ello. Si la respuesta es lo primero, entonces paciencia.
Ánimo, y enhorabuena por ese finalista, que no es moco de pavo, yo estaría muy orgullosa de haber llegado a donde has llegado tú.
Un beso.